En una charla reciente con NTV la vicepresidenta de contenidos originales en Netflix, Cindy Holland, ha desvelado algunos de los mecanimos usados por la compañía para decidir qué contenidos mantienen en emisión y cuáles cancelan.

 

Como es lógico Netflix realiza un estudio para determinar qué nivel de atención es el óptimo para considerar que una de sus series resulta rentable. Según cuenta Holland, el plazo que la compañía da a cada estreno para determinar si siguen adelante es de 28 días.

No comparte muchos más detalles la directiva sobre cómo funciona Netflix, una empresa conocida por no ser especialmente abierta con los números que consiguen sus contenidos.

Actualmente hay numerosas series que no han conseguido mantenerse en la plataforma tanto como le habría gustado a sus espectadores. Por ejemplo, todas las series de Los Defensores de Marvel han sido canceladas paulatinamente hasta no quedar ninguna de ellas en producción.

Fuente: Broadcast